Mayores rompen con humor los estereotipos de la vejez en TikTok

Estilo & Vida 02 de mayo de 2023
644e6a848d97e
Dolores, alias @dolly_broadway en TikTok, afirma estar viviendo "el mejor momento de su vida", que ilustra con divertidos videos.FUENTE EXTERNA

AGENCIA AFPParís, Francia

A sus 90 años, Dolores, alias @dolly_broadway en TikTok, afirma estar viviendo "el mejor momento de su vida", que ilustra con divertidos videos que comparte con sus millones de seguidores. Como ella, muchos adultos mayores están haciendo furor en la red social, barriendo con humor los estereotipos de la vejez.

La estadounidense Dolores Paolino, que cuenta con 2,4 millones de seguidores en esta red social muy utilizada por jóvenes, destaca por su apariencia de una mujer mayor, pero llena de vitalidad y sentido del humor.

Siempre con una sonrisa, esta viejecita causa furor con sus videos en la red social china, en los que aparece moviendo sus caderas con una canción de Abba, bebiendo cócteles en bares o elogiando las virtudes de un vibrador masajeador.

"La vejez de hoy no tiene nada que ver con la vejez del pasado", explica a AFP el sociólogo Serge Guérin, un especialista en el envejecimiento. "La gente mayor no siempre necesita medicamentos y reposo, ¡puede estar en plena forma!", destaca.

Además, esta franja de la población está mucho más conectada a las nuevas tecnologías y las redes que hace una década.

Según el instituto estadounidense Pew Research Center, hasta el 45% de los estadounidenses mayores de 65 años utilizaban las redes sociales en 2021, mientras que en 2011 solo eran el 10%.

UNA CUESTIÓN TABÚ
En Europa, también hay "influencers séniors" de este estilo.

Es el caso del alemán @erikarischko (1,3 millones de seguidores), de 83 años y un apasionado del fitness, la francesa @studiodanielle (2,3 millones) que hace videos humorísticos o Nicole Tonnelle, también conocida como @nicoletonnelleyoutubeuse, una esteticista jubilada que reivindica el "saber envejecer bien".

@erikarischko (1,3 millones de seguidores), de 83 años y un apasionado del fitness, vidos que sube a la red.FUENTE EXTERNA

"Al principio, me decían: '¿Pero qué hace aquí esta vieja?'", recuerda Tonnelle, en cuyo país los "influencers séniors" resultan mucho menos habituales que en Estados Unidos.

Con cerca de 140.000 seguidores en TikTok, Tonnelle da consejos de belleza a mujeres de su generación, por ejemplo, con tutoriales sobre cómo maquillarse o vestirse.

"No es fácil ver su cara, sus cabellos o su cuerpo cambiar. Pero como más nos ocupamos de nosotros, mejor nos sentimos", destaca esta "influencer", quien reivindica que "sentirse atractivo no es una cuestión de edad".

"Los viejos no deben ser una cuestión tabú. Sí, existimos, ¡y hasta el final de nuestra vida!", defiende esta francesa, que logra un suplemento económico gracias a su actividad en redes y eso le sirve para mejorar su pequeña pensión de jubilación.

"INMORTALES"
Los prejuicios respecto a la gente mayor están muy presentes en las sociedades actuales, en que "la fragilidad, las enfermedades o incluso la muerte tienden a ocultarse", explica Guérin.

De hecho, los videos de la estadounidense Lillian Droniak, @grandma_droniak, de 93 años y con nueve millones de seguidores, generaron polémica porque trata una cuestión tabú como la muerte, al hablar de cómo será su entierro, la lista de invitados o el pintalabios que le gustaría que le pusieran ese día.

Mick, Jessay, Bill y Robert son cuatro amigos californianos que lograron un éxito fulgurante en TikTok gracias a su cuenta @theoldgays, creada a finales de 2020 y que prácticamente cuenta con 11 millones de seguidores.

En sus videos, que consideran su "herencia", hacen un montón de coreografías o se visten de manera extravagante, entre otras actividades desenfadadas.

"Es muy estimulante interactuar con los jóvenes, ¡esto no nos pasa casi nunca!", destaca Bill Lyons, de 79 años. "Escuchan nuestros consejos, algunos nos consideran como si fuéramos sus abuelos".

"Pensaba que pasaría mis últimos años en la oscuridad, pero ahora es como si fuéramos inmortales", asegura Jessay Martin, de 69 años, que ve en su actividad en redes una manera de continuar a existir en la sociedad.

Te puede interesar
Lo más visto